Quintela gobierna desde la Residencia y Molina lo hace en la Casa de Gobierno

El poder en La Rioja atiende en dos domicilios. Seguramente dirán que es uno. Sin embargo, desde el inicio de la pandemia el gobernador Ricardo Quintela trasladó su despacho a la Residencia Oficial y desde allí se concentra su agenda.

La Casa de Gobierno no quedó sola, ya que allí está la mano derecha de Quintela, su hermano del alma, el secretario general de la Gobernación, Armando Molina. Allí hace reuniones y también da respuesta a lo aprobado por el gobernador.

Quintela se fue a la Residencia, un edificio amplio, y además está a resguardo de los pedidos diarios de la sociedad y especialmente de la dirigencia. Para entrar, se debe pasar primero por el portón, que tiene custodia.

En cambio en la Casa de las Tejas, casi es a puertas abiertas, más allá que la cuarentena sacó mucha gente de la calle. En ese lugar está el secretario de la Gobernación que tiene poder propio, otorgado por el mandatario provincial, ya que hasta el ministro de Hacienda, Jorge Quintero, debe hablar con él antes que salga un pago.

Quintela hace la agenda institucional y fundamentalmente, copada por la pandemia. Da el visto bueno a las ayudas sociales y dispone algunas medidas desde la casa, ubicada cerca del ex Arco de Entrada. Por allí pasan todos los funcionarios, aunque a veces no pueden ingresar, como así también diputados e intendentes.

Las reuniones en la Residencia se extienden hasta altas horas de la noche y en su comedor-oficina también se puede almorzar, merendar y cenar. El dueño de un reconocido restaurant supervisa la cocina de la Residencia.

En el ala Norte de la Casa de Gobierno es más complicado, ya que no tiene las comodidas de la Residencia. Pero muchas veces el Salón Blanco se tranforma en un lugar de tertulias peronistas.

Quintela y Molina hablan varias veces, pero otras se toman decisiones porque sabe cada uno como piensan como socios políticos. Aquí no hay más gabinete, que son tomados como empleados del proyecto.

En la última semana Juan Luna Corzo bajó la exposición y este jueves más, tras las críticas de Oscar Chamía. Juan Carlos Vergara aguanta en el cargo por amistad con Quintela. Y Quintero lo hace por decisión de Casas, con la complicidad de Luis Beder Herrera.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s