El quintelismo toma el control: Entretienen con la reforma constitucional y disciplinan con los recursos

Intendentes, diputados, funcionarios y hasta los altos mandos del peronismo gobernante sacan número todos los días para hablar con el gobernador Ricardo Quintela, que muchas veces no puede perder tiempo con ellos, y por eso los delega al secretario general de la Gobernación, Armando Molina.

El quintelismo o mejor dicho el comando de poder que integran Quintela y Molina dispusieron por decreto que tomaron el control y destruyen cualquier intento de amotinamiento interno.

Pusieron en agenda la reforma constitucional para preocupar a los jefes comunales, legisladores y miembros de la justicia; mientras también disciplinan con la caja, los recursos del Ministerio de Hacienda.

Gabriela Pedrali cumple su función social, siendo la tercera en discusión dentro de los que escucha Quintela como consejeros de las acciones de gobierno. Todo lo demás es contenido de una torta que pasó de manos, sin que los casistas (ex bederistas) se dieran cuenta.

Las traiciones están a la vista de todos. El ministro de Vivienda, Ariel Puy Soria, mantuvo encuentros políticos con diputados e intendentes y a la hora Molina conocía con lujo de detalles lo que habían hablado. Todos los que se habían escondido para dialogar o criticar las formas de gobierno al otro día se sacaban fotos con el secretario general de la Gobernación.

El peronismo que gobierna desde 1983 conoce de traiciones y cambio de mandos. Lo hace por adoctrinamiento, pero casi siempre por la caja.

Otro ejemplo es lo que sucede dentro del Partido Justicialista, adonde Miguel Ángel Asís convoca a los congresales para sacarlo de la Presidencia al ex gobernador Sergio Casas. Es la misma metodología que pasó con Luis Beder Herrera y hasta Ángel Maza en la Gobernación.

Asís sigue en el partido y se acomodó a cada momento político, mientras que los demás lo ven desde sus casas. Mantiene la caja del Parque de la Ciudad y perdió el combustible que hoy lo compra Alcira Brizuela, secretaria de Transporte.

De esa forma, el quintelismo avanza a pasos agigantados en el mundo de la cuarentena.

Para los gastos de funcionamiento de los funcionarios de fuste deben tener autorización del comando de poder. Esa es la fiel exposición que todo el peronismo, a excepción de otros, quedaron a tiro de decreto.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s