Datos oficiales: en abril se derrumbó el empleo privado en La Rioja

La cantidad de asalariados registrados del sector privado sigue en caída, y en el mes de abril de 2020, primer mes completo de aislamiento social, preventivo y obligatorio, mostró una caída del total nacional del 5,3% respecto al mismo mes del año anterior, lo que equivale a 321,8 mil puestos de trabajo perdidos en el sector privado, según la consultora Politikon Chaco.

A su vez, comparando con el mes de marzo, se sintió de lleno el impacto de la cuarentena: en todo el país cayo un 2,2%, que equivale a la desaparición de 128,3 mil puestos de trabajo en el sector privado en solo un mes.

Situación en La Rioja

En abril 2020, la cantidad de asalariados registrados del sector privado en La Rioja cayó en términos interanuales un 4,6%, importante descenso considerando que en marzo había experimentado un alza de 2,3 puntos porcentuales. En este punto, tiene la tercera caída más fuerte del NOA detrás de Catamarca y Santiago del Estero, pero quedó por debajo del promedio nacional. Este descenso equivale a la pérdida en La Rioja de 1.426 empleos en el sector privado en el último año. Hasta marzo, mes donde creció un 2,3% interanual, la provincia llevaba nueve meses caídas consecutivas.

A su vez, si la comparación se realiza con marzo 2020 (variación mensual de la serie desestacionalizada), La Rioja mostró una brutal caída del 5,5%: la más alta de todo el país junto a Catamarca, y muy por encima del promedio nacional. Dicho descenso en La Rioja equivale a la desaparición de 1.610 empleos privados en solo un mes.

La Rioja muestra así una particularidad: acumula más empleos perdidos en la comparación mensual que en la interanual (explicado por el alto incremento de marzo), y el hecho de mostrar estos resultados muestra el grave impacto de la cuarentena en el empleo registrado en la provincia.

Total país – comparación interanual

En términos relativos, la provincia de San Juan tuvo la mayor caída interanual de asalariados registrados del sector privado: -10,7%, única en llegar a los dos dígitos. Le sigue Tierra del Fuego y Mendoza (-8,3% cada una). A su vez, Tucumán (-1,4%) y Entre Ríos (-2,6%) y Chubut (-2,7%) son las que tuvieron las menores caídas. Ninguna provincia tuvo crecimientos.

A su vez, en términos absolutos, la jurisdicción con la mayor caída nominal interanual de trabajadores del sector privado fue la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, donde se perdieron 91,6 mil puestos de trabajo. La provincia de Buenos Aires (-89,6 mil) y Córdoba (-26,6 mil) completan el podio.

Total país – comparación mensual

El análisis de la serie sin estacionalidad, para poder medir la evolución mensual, nos muestra que, en términos relativos, la provincia de Tucumán es la única con crecimiento respecto a marzo 2020: +0,2%, que equivale a 276 nuevos asalariados.

Por el contrario, Catamarca y La Rioja (-5,5%) son las que tuvieron mayores caídas.

A su vez, en términos absolutos, la provincia de Buenos Aires (-32,2 mil), la CABA (-31,3 mil) y Mendoza (-11 mil) son las que mostraron mayores caídas.

¿Que se espera para mayo?

Los datos de mayo se obtienen a través de la Encuesta de Indicadores Laborales (EIL) que realiza el Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social de la Nación, que toma solo a algunos aglomerados urbanos y mide, entre otras cosas, a trabajadores del sector privado de empresas de más de diez trabajadores.

El EIL señala que en mayo el empleo privado registrado muestra una caída del 0,4% en relación al mes anterior. En la comparación interanual, el empleo se contrajo 3,2%.

El EIL no muestra estadísticas provinciales, sino que toma diferentes aglomerados. En el NOA, son dos los aglomerados medidos: el Gran Tucumán, que muestra una caída del 2,2% interanual, pero crece 0,3% respecto a abril; y el Gran Jujuy, que muestra una caída del 9,2% interanual (el triple de la media nacional) y -1,1% mensual.

El dato de mayor magnitud que muestra la EIL, por segundo mes consecutivo, tiene que ver con las suspensiones: se continúa disparando notablemente la cantidad de empresas que ejecutaron suspensiones en mayo alcanzando al 17,1% de las mismas, el porcentaje más alto de toda la serie, que se inicia en octubre de 2006.

En esa misma línea, la proporción de suspensiones cada 1.000 trabajadores alcanzaron un nuevo máximo histórico: 88,4 trabajadores cada 1.000 fueron suspendidos en mayo. En abril fue de 75,4.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s